top of page
Search
  • Writer's pictureDistrópika

Gegman Lee



Todos fuimos especiales


Escribo ahora

porque se me ha hecho

tan difícil estar solo

que comencé a admirar las piedras.


Haber visto lo posible en el rocío y después

el abrazo malogrado de quien prometió y no vuelve.


Buscar la potestad de convivir con los gemelos

y con quienes se plantearon como norte.

Sombras aguerridas abren paso a este lugar.

 

Mamíferos sensibles


Soy de carne, útero y agua

como la mañana.

Soy de carne, hueso, y agua

como el día.

Soy de carne, útero y agua.


Estuve en un útero,

bebo agua, como carne

vivo también el día útero

que capacita este perderse

andando en la insignia del amor

–del ser mayúsculo—

aquellos brazos que se persiguen

a veces para siempre.

 

En un banco mirando al mar


Mar de espuma que fue siempre

solamente espuma:

humo, gas,

corta estancia en la canícula

de nuestro cielo raso.


Ni los más sólidos granizos

pueden igualar la continuidad torrencial

que puede ser: sal, espuma, tiempo;

carente de nubes sigue cayendo.


Nos mantiene caminando

bajo el corto techo,

buscando el descanso

en la insignia del asiento.


Esta larga costumbre

no pregunta por su visita

da el abrazo que asevera

que la prisa es un invento;

que han esperado nuestro nacimiento,

para que luego labremos

esta blancura infinita.

 

Siempre quema el sol


Me hizo feliz la sombra de mi cara.

Pensé que cómo puede haber

tanto golpe de pecho

roto sobre lo roto

lo pérfido escrito en el paladar

y nadie fuera de la guerra de traspasar los muros

que como océanos nadamos buscando qué comer.


El sol brillará sobre nuestras pieles

sobre el edificio, sobre lo terrible

en los adioses de los niños enamorados en los parques.

 

Gegman Lee Ríos (Carolina/San Juan, 1990) Poeta, editor y barbero. Estudió comunicaciones, historia y edición en la Universidad de Puerto Rico, recinto de Río Piedras. Ha publicado los poemarios Nostos (Ed. Callejón, 2014) y Elegía a los vencidos (Ed. Callejón, 2018, Ed. Amargord 2019). Su poesía ha sido traducida al inglés y al portugués y ha sido publicada en revistas y antologías nacionales e internacionales. Actualmente se desempeña como barbero, dirige una editorial, escribe, lee y ve películas.

433 views10 comments

Recent Posts

See All

10 comentários


Ivan Sierra Maldonado
Ivan Sierra Maldonado
22 de nov. de 2021

Evasión


Suave y tierna quimera es el amor...

Seduce con sus tules y sus mantos...

De la canasta: la cobra en su esplendor.


Con premura son tus labios los que busco,

Para allí sembrar la flor,

De un espíritu que hoy está encantado,

De tus dulces caricias; estupor.


¡Alzaré tu cuerpo sobre el viento!

Danzaré...

Quitándote del fuego,

De carbones encendidos a tus pies.


Las caricias que abandonan hoy tu rostro,

serán el abrazo escondido que esperó,

de un atardecer en tu comarca,

donde al aire los sueños soltaré.


Vivo en gratitud desconocida,

hacia el mundo y también a tu querer.

Recogí en imágenes anhelos,

de tu cuerpo... y hasta de tu esencia, tal vez.


Cabalgo y medito en el…


Curtir

Ivan Sierra Maldonado
Ivan Sierra Maldonado
22 de nov. de 2021

Encuéntrame


Persígueme...

búscame...

encuéntrame...

De la tierra sal, torpe topo.

Aunque pase el invierno,

o la primavera,

de la oscura madera,

el hongo que te salva, surgirá.

Abre mis entrañas

y encontrarás flores,

de un jardín oculto que ya floreció.

Mis manos hurgarán tu cuerpo,

abrazado a una tusa de maíz,

buscarán raíces que todavía no han muerto,

y en la tierra húmeda te sembraré,

junto a girasoles mágicos que te den el tiempo,

y estarás despierto sin que caiga el sol.

Una chimenea construyo a tu lado,

Para con candela eterna tu me puedas ver.

Y serán las noches, y serán los días...

Fuego que en la leña se niega a morir.

Una vez despiertes de ese marasmo,

en…


Curtir

Ivan Sierra Maldonado
Ivan Sierra Maldonado
22 de nov. de 2021

Ermitaño


No hice de mí, linterna,

para en la noche perderme.

Ni me hice agua corriendo,

para estancarme en tu pozo.


Como un ermitaño, mancillado vives,

oliendo a amor rancio; frustrado en el tiempo.

Miras al teléfono como salvación,

de tus propios miedos; muriendo de horror.


Tus duendes te abrigan,

Cubriendo tus deudas...

Tapando tu ausencia...

De erizos, de espinas.


No te matará una risa al año;

matarán al otro que quedó esperando.

Ojos de columpios se murieron ya,

sin encontrar amor, ni felicidad.


Corres a tu huerto de ruda y de malva,

harás veinte baños y alejar espíritus.

Pero siempre vuelven a buscar tu alma,

que se va quemando en un fuego eterno.


Iván Sierra Maldonado

Derechos reservados

Adjuntas,…

Curtir

Ivan Sierra Maldonado
Ivan Sierra Maldonado
22 de nov. de 2021

Lorca...No me dejes dormir...


En una cama de clavos dormí,

para que mi cuerpo pudiera sentir,

el arrojo de unas manos,

acariciando mi piel.


El silencio siempre vuela,

a desconocido lugar,

donde almas indispuestas,

le quieran hacer cantar.


Colibrí de alas violetas,

déjame descansar,

que hoy me abruman los mensajes,

que vienen del más allá.


Un jacinto enamorado,

ha perdido su color,

fragante deja el sendero,

por donde regresarás.


¡BERNARDA, BERNARDA!

Que cierren puertas y ventanas...

Que ninguna de mis hijas...

¡Migajas de sueños se pudren en flor, Federico!


Iván Sierra Maldonado

Derechos reservados

Adjuntas, Puerto Rico

Curtir

Ivan Sierra Maldonado
Ivan Sierra Maldonado
22 de nov. de 2021

Paz


Cuánto temo a la palabra...

En una revolución de metáforas,

escoger es la consigna,

de un diálogo en ebullición constante.


¡Encontrarse de frente con el poema,

y escuchar los ladridos a lo lejos,

iniciar un punto de partida,

sin saber en dónde muere el verso!


¿Qué utilidad puede haber en la escritura

sí ya del cansancio soy esclavo?

Abrir al sol una nueva página,

dando brochazos como si fuera un lienzo.


!Amo de mi mente las diatribas,

armamento de jueyes escondidos,

un pelotón de sedientos asesinos,

salen a mi paso cuando escribo!


Ay, de la angustiosa espera del que lee,

buscando maravillas en mis versos...

¡Es la lucha eterna de el que escribe,

encontrar el arte en la escritura!


Curtir
bottom of page